Lesedauer 10 Minuten

Perfil de la hierba medicinal

Nombre comúnEspino blanco
También conocido como espino blanco, heckendorn, árbol de la harina, arbusto de la harina o zaundorn.
Nombre latinoCrataegus spp., hay unas 300 especies en total, 22 especies diferentes sólo en Europa
Uso tradicionalEl espino blanco se utiliza en medicina popular principalmente para mejorar la circulación sanguínea en las arterias coronarias, lo que mejora el flujo sanguíneo y el suministro de oxígeno al músculo cardiaco y al resto del cuerpo. También puede utilizarse en situaciones de estrés y para la insuficiencia cardiaca asociada a la edad.
Efectos científicamente probadosContiene más de 150 principios activos, principalmente diversas procianidinas oligoméricas (OPC), quercetina, pirocatequina, clorodicina, terpenoides, esteroides y ácidos orgánicos, así como aminas cardiotónicas y hasta un 1% de taninos.

El principal efecto es aumentar la contractilidad del músculo cardiaco y dilatar los vasos cardiacos. También tiene un efecto antiinflamatorio, reductor del estrés, antibacteriano, antioxidante, reductor del azúcar en sangre, reductor de los lípidos en sangre, regulador intestinal y potenciador del sistema inmunitario.
ContraindicacionesNo se conocen efectos secundarios ni interacciones con otros medicamentos.
En general bien tolerado.
¿Cuándo se recoge?Época de floración: mayo y junio, las ramas se recogen y se secan junto con las flores y las hojas, a los caballos también les gusta comerla fresca del arbusto, los frutos maduran en otoño.
¿Qué partes de la planta se utilizan?Flores y hojas, a veces también la corteza y el fruto
¿Cómo se prepara?Las flores y las hojas pueden hervirse como té y añadirse después a la comida. Se puede elaborar un extracto oleoso a partir de flores y hojas secas para tratar los espolones calcáneos en humanos. También se puede masticar la corteza para tratar problemas cardíacos.
TriviaPlanta medicinal del año 2019
En la Edad Media, el espino se colgaba en manojos en las casas para alejar las enfermedades y el mal. Este arbusto puede vivir entre 300 y 500 años.
En épocas de hambruna, el fruto seco y molido se utilizaba como sustituto de la harina para hacer pan, mientras que las semillas tostadas se empleaban como sucedáneo del café.
Las distintas especies europeas pueden entrecruzarse, lo que dificulta la diferenciación entre especies individuales.
La mayoría de los frutos son comestibles crudos, pero harinosos; se pueden cocinar como compotas o jaleas o con otras frutas como mermeladas, ya que gelifican bien.
Los arbustos de espino son ideales como seto vallado a lo largo de las vallas de los prados o pastizales para evitar que los peatones den de comer a los caballos.

Historia y presencia del espino blanco

El espino blanco es una planta rosácea que puede alcanzar una altura de entre tres y ocho metros y vivir varios cientos de años. Crece principalmente en Europa, Norteamérica y el norte de Asia. El nombre deriva del color blanco de las flores (o también de la corteza clara, en comparación con el endrino, como también se conoce al espino negro) y de las espinas de las ramas. El nombre latino Crataegus, por su parte, se remonta a la palabra «krattaios», que significa «firme» o «fuerte» y hace referencia a la dura madera del arbusto.

El espino blanco se ha utilizado como planta medicinal para los problemas cardiacos desde la antigüedad. En la Edad Media, los frutos se utilizaban como alimento para los pobres o en épocas de hambruna; cuando se secaban, se empleaban como sustituto de la harina para hacer pan, por ejemplo, de ahí que en algunas regiones sea común el nombre de «árbol de la harina» o «arbusto de las bayas de la harina». Los nombres «Hagedorn» y «Heckendorn» hacen referencia al uso de los arbustos de espino como setos espinosos para cercar propiedades. Todavía hoy se pueden encontrar restos de estos antiguos setos de espino en el paisaje.

La planta se utiliza como terapia en China desde hace más de mil años, pero también se menciona en leyendas y mitos por sus propiedades curativas y se dice que hizo que la Bella Durmiente cayera en un sueño de cien años. Según la leyenda, la corona de espinas de Jesús también estaba hecha de espino, por lo que los cristianos consideraban esta planta un símbolo de esperanza, pero también una asociación con la vida y la muerte.

Uso terapéutico del espino blanco

El espino blanco ya se utilizaba en la antigüedad como planta medicinal para tratar la diarrea, los cólicos y detener las hemorragias, y su efecto protector del corazón también era conocido desde muy pronto por los nativos norteamericanos. Los primeros estudios se realizaron en EE.UU. en 1896, donde el espino blanco se describió como un excelente remedio para el corazón y para las enfermedades infecciosas agudas. En 2019, el espino blanco fue elegida planta medicinal del año después de que la autoridad reguladora alemana la clasificara como medicamento tradicional a base de plantas en 2016.

Debido a los efectos conocidos de sustancias vegetales secundarias como las procianidinas oligoméricas (OPC), el extracto de espino blanco se utiliza en particular para los problemas cardíacos. Esto incluye no sólo las dolencias cardíacas funcionales, sino también los primeros signos de insuficiencia cardíaca. También puede utilizarse para proteger el corazón durante periodos de estrés, lo que mejora el comportamiento del sueño y puede prevenir el desarrollo de la «narcolepsia» en los caballos relacionada con el estrés (= colapso al dormitar debido a la privación crónica de sueño). Los efectos positivos sobre el sistema cardiovascular pueden atribuirse a la mejora de la contractilidad del músculo cardíaco y a la mejora del flujo sanguíneo a los vasos del corazón y, por tanto, a la mejora general del flujo sanguíneo a todos los sistemas orgánicos.

Los extractos de hojas y flores de espino blanco se utilizan para tratar la disminución del rendimiento del músculo cardiaco, mientras que un té o los frutos de la planta se emplean para dolencias cardiacas nerviosas y para el apoyo general del sistema cardiovascular. Se requiere paciencia al tomar la planta, ya que suele tardar unas seis semanas en hacer efecto. No se conocen efectos secundarios ni interacciones con otros medicamentos y los extractos de la planta se consideran bien tolerados.

Uso del espino blanco en caballos

En los caballos, el espino blanco tiene varias áreas de aplicación en las que puede utilizarse como apoyo, ya que los síntomas de la insuficiencia cardiaca suelen aparecer en lugares que inicialmente no se asociarían con el corazón.

Por ejemplo, es útil para muchos caballos con edemas y manchas en las patas si esto es consecuencia de una insuficiencia cardiaca que provoca una mala función renal. Sin embargo, el espino blanco también puede administrarse de forma preventiva a caballos expuestos a condiciones climáticas extremas o a cambios de tiempo que estresan el sistema cardiovascular y suelen provocar cólicos («cólicos circulatorios»). No es adecuado aquí como remedio agudo, pero en caballos con problemas conocidos puede administrarse repetidamente como cura para fortalecer el corazón en general. Debido a su efecto estimulante de la circulación, la planta también puede utilizarse para dolencias metabólicas como la laminitis, pero siempre hay que tener en cuenta que la laminitis -al igual que los cólicos- es una enfermedad potencialmente mortal, por lo que siempre hay que consultar a un veterinario y/o terapeuta en estos casos.

El espino blanco puede utilizarse especialmente en caballos de edad avanzada como ayuda para la prevención o el tratamiento de la insuficiencia cardiaca izquierda relacionada con la edad. Cabe señalar que el espino blanco debe considerarse una terapia a largo plazo para este tipo de caballos, ya que los principios activos tardan algún tiempo en desplegarse. Una mezcla probada en la práctica es la administración adicional de ginkgo. Pero el espino blanco no sólo sirve para los caballos viejos. Los caballos más jóvenes también se benefician de los efectos del espino blanco, especialmente en situaciones de estrés prolongado (pero inevitable) en las que el sistema circulatorio se ve sometido a un esfuerzo excesivo.

Los caballos reciben 20 g diarios de mezcla de hojas y flores, y los ponis, aproximadamente la mitad. La planta puede administrarse pura o en infusión. Si el prado, sendero o pasto discurre junto a un camino público, puede utilizarse un seto de espino plantado fuera de la valla para disuadir a los paseantes de dar de comer a los caballos sin darse cuenta. Doble ventaja: no entra nada del exterior sin que se lo pidan y los caballos pueden mordisquear la planta desde el interior, ya que les gusta comer las ramitas y las hojas, además de las flores.

El espino blanco es una importante hierba medicinal con un destacado potencial terapéutico, especialmente para las enfermedades cardiovasculares. Sin embargo, los estudios actuales sobre los principios activos muestran que los mecanismos de acción aún no se comprenden del todo, por lo que se necesitan más estudios para verificar las aplicaciones tradicionales.

Fuentes

  • Grupo de investigación Klostermedizin GmbH (2023): Planta medicinal del año 2019: Espino blanco – Crataegus. https://www.klostermedizin.de/index.php/heilpflanzen/arzneipflanze-des-jahres/67-arzneipflanze-des-jahres-2019-weissdorn-crataegus (fecha de acceso 22/10/2023)
  • Fritz, Dr. C., Maleh, S. (2020): Enfermedades de civilización del caballo – tratamiento holístico de enfermedades crónicas. Editorial Thieme, Stuttgart. 2ª edición actualizada.
  • Jing, Y. et al. (19.06.2023): Avances en la investigación sobre la caracterización estructural, la actividad biológica y la aplicación como producto de los polisacáridos de Crataegus pinnatifida. Int J Biol Macromol. 2023 Jul 31;244:125408. doi: 10.1016/j.ijbiomac.2023.125408. Epub 2023 Jun 19. PMID: 37343606. https://pubmed.ncbi.nlm.nih.gov/37343606/ (último acceso el 19/10/2023)
  • Klein, Dr. G. (2022): Un retrato de las plantas medicinales. Espino blanco. Crataegus Laevigata. https://www.klein-naturarznei.de/kraeuterlexikon/weissdorn.html (último acceso el 22/10/2023)
  • Korz, N. y Müller, A-K. (2020): La guía herbal para caballos.
  • Li, R. et al. (11.10.2022): Crataegus pinnatifida:una panorámica botánica, etnofarmacológica, fitoquímica y farmacológica. J Ethnopharmacol. 2023 Jan 30;301:115819. doi: 10.1016/j.jep.2022.115819. Epub 2022 Oct 11. PMID: 36228891. https://pubmed.ncbi.nlm.nih.gov/36228891/ (fecha de último acceso 19/10/2023)
  • Peper, K.-H. (2015): Léxico de la medicina natural y popular de Frisia Oriental – Conocimientos recopilados desde 1560 hasta nuestros días. Editorial Isensee. Oldenburg.
  • Sanoanimal UG (29.08.2023): Demasiado calor, demasiado frío, demasiado seco, demasiado húmedo: el clima extremo también es un problema para los caballos. https://wissen.sanoanimal.de/2023/08/29/extremwetter-macht-auch-den-pferden-zu-schaffen/ (último acceso el 19/10/2023)
  • Wittek, C. (2019): Plantas medicinales y remedios caseros para caballos. Franckh-Kosmos Verlags-GmbH & Co, Stuttgart
  • Nazhand, A., Lucarini, M., Durazzo, A., Zaccardelli, M., Cristarella, S., Souto, S. B., … & Santini, A. (2020). Hawthorn (Crataegus spp.): Una visión actualizada de sus propiedades beneficiosas. Forests, 11(5), 564.
  • Tassell, M. C., Kingston, R., Gilroy, D., Lehane, M., & Furey, A. (2010). Hawthorn (Crataegus spp.) en el tratamiento de las enfermedades cardiovasculares. Reseñas sobre farmacognosia, 4(7), 32.
  • Yang, B., & Liu, P. (2012). Composición y efectos sobre la salud de los compuestos fenólicos del espino blanco (Crataegus spp.) de diferentes orígenes. Revista de la Ciencia de la Alimentación y la Agricultura, 92(8), 1578-1590.
  • Wang, J., Xiong, X., & Feng, B. (2013). Efecto del uso de crataegus en la prevención de enfermedades cardiovasculares: un enfoque basado en la evidencia. Medicina complementaria y alternativa basada en pruebas, 2013.
  • Venskutonis, P. R. (2018). Composición fitoquímica y bioactividades del espino blanco (Crataegus spp.): Revisión de los avances recientes en investigación. Revista de bioactivos alimentarios, 4, 69-87.
  • Cloud, A., Vilcins, D., & McEwen, B. (2020). El efecto del espino blanco (Crataegus spp.) sobre la presión arterial: una revisión sistemática. Avances en medicina integrativa, 7(3), 167-175.
  • Holubarsch, C. J., Colucci, W. S., & Eha, J. (2018). Evaluación beneficio-riesgo del extracto de Crataegus WS 1442: Una revisión basada en la evidencia. Revista Americana de Medicamentos Cardiovasculares, 18, 25-36.
  • Cui, M., Cheng, L., Zhou, Z., Zhu, Z., Liu, Y., Li, C., … & Duan, B. (2023). Usos tradicionales, fitoquímica, farmacología y cuestiones de seguridad del espino blanco (género Crataegus): Una revisión exhaustiva. Revista de Etnofarmacología, 117229.
  • Elghandour, M. M., Reddy, P. R. K., Salem, A. Z., Reddy, P. P. R., Hyder, I., Barbabosa-Pliego, A., & Yasaswini, D. (2018). Bioactivos y extractos vegetales como aditivos alimentarios en la nutrición equina. Revista de Ciencia Veterinaria Equina, 69, 66-77.
  • Bergh, A., Lund, I., Boström, A., Hyytiäinen, H., & Asplund, K. (2021). Revisión sistemática de la medicina veterinaria complementaria y alternativa: «Terapias diversas».. Animales, 11(12), 3356.

Aquí encontrará más consejos sobre hierbas medicinales: Sanoanimal consejos sobre hierbas medicinales en la alimentación del caballo

Team Sanoanimal